¡Inicia el mes con la Santísima Virgen María! 

Comienza este mes de Junio de la mano de María, conságrate a su Inmaculado Corazón donde estarás bajo su protección y resguardo ante las situaciones más difíciles.

Consagrarse a ella es crecer en las mismas virtudes que la distinguen, es tener el favor de Dios gracias a su intervención.

Enciende el día de hoy una veladora, encomiéndate a la Divina Providencia a través del Inmaculado Corazón de María, da gracias a Dios por cada una de las bendiciones y ofrece todo lo bueno que realices en este mes.

ORACIÓN PARA CONSAGRARSE AL INMACULADO CORAZÓN DE MARÍA: 

María, dulce madre nuestra, nos encomendamos
en este mes que comienza a tu amorosa protección e intercesión.
Ruega por nosotros ante tu Hijo Jesús para que nos conceda
un corazón semejante al tuyo y al suyo, sin divisiones, sin engaños,
movido únicamente por el amor y el deseo ardiente
de vivir la voluntad del Padre, de acoger su Palabra y hacerla vida.

Muéstranos el camino que tú seguiste como madre y discípula
de tu bienamado Hijo, para que a lo largo de este mes que comienza
podamos como tú, decir al Padre con toda la fuerza de nuestro corazón ¡hágase
en mí según tu Palabra!

A ti consagramos nuestros esfuerzos para que los presentes a tu Hijo y él
los lleve hasta el Padre en el poder del Espíritu. Amén.